Créditos ECTS: qué son y para qué sirven

Una de las primeras reglas que aprenden los estudiantes que viven en Europa es ECTS. En este artículo te exponemos de forma clara y sencilla en qué consisten estos créditos ECTS y te explicamos todo lo que necesitas saber sobre ellos. 

¿Qué son los créditos ECTS? 

El Sistema Europeo de Transferencia y Acumulación de Créditos en idioma español (ECTS por sus siglas en inglés) es el sistema qué se utiliza en las universidades europeas para medir el trabajo que tiene que realizar un estudiante en una asignatura. 

¿Qué incluyen? 

Los créditos ECTS incluyen las horas de clase lectivas. Éstas, por lo general se pueden dividir en teóricas y prácticas. Ambas partes deben ser superadas para que la asignatura sea aprobada. No obstante, no se limita solamente al tiempo de formación que da un profesor a los alumnos. En esta cantidad, también está comprendida la realización de algún trabajo o proyecto, asistencia a seminarios, las horas de estudio y la preparación para el examen.

¿Cuántas horas es un crédito ECTS?

Este tipo de acreditación no tengo una cantidad fija de horas. Por lo general, equivale a una media de entre 25 a 30 horas de formación. Esto quiere decir que si cursas una asignatura de 100 horas se te reconocerán 4 créditos ECTS.

¿Cuántos creditos ects tiene un máster?

Si estás pensando en hacer una maestría, debes saber que no tienen una número fijo de créditos. Sí es cierto que la cantidad mínima es 60 y la máxima, 120 créditos ECTS.

Para qué sirven los créditos ECTS.

Diferencias con los créditos antiguos

Antiguamente cada país europeo tenía un plan de estudios propio y totalmente independiente del resto de vecinos. No obstante, con el fin de unificar los sistemas educativos, se crearon los créditos ECTS. Con este sistema se facilita la convalidación de asignaturas entre universidades. Esto es especialmente útil para los estudiantes Erasmus que pasan unos meses desplazados estudiando en otra universidad del continente.

Antiguamente, en las universidades españolas, los créditos equivalían a 10 horas de clase, bien sean teóricas o prácticas. Sin embargo, todo el tiempo requerido para estudiar o realizar trabajos, no estaba contemplado. 

¿Te ha quedado claro? Sino, no te preocupes. ¡Déjanos un comentario y con mucho gusto te ayudaremos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *