Cómo ayudar a tus hijos con las matemáticas

Cualquier padre o madre que se preocupe mínimamente por la educación de sus hijos desea que obtengan buenas calificaciones. Sin embargo, en ocasiones hay asignaturas como las matemáticas que pueden resultar muy complejas. Esto supone muchos dolores de cabeza tanto para los jóvenes como para sus padres. Por este motivo hemos preparado una guía sobre cómo ayudar a tus hijos a aprender matemáticas.

La importancia de las matemáticas

De todas las materias que se imparten en la escuela no cabe duda de que las matemáticas es una de las más importantes. Está ciencia exacta sirve de base para otras asignaturas y también tiene una aplicación directa en la vida.

Evidentemente, las matemáticas son maravillosas cuando se comprenden; cuando se entiende la lógica de por qué se resuelven las cosas de una determinada forma. Lamentablemente, cuando se presentan problemas de aprendizaje, esta asignatura puede ser una auténtica pesadilla. Si alguno de tus hijos se encuentra en esta situación no te preocupes. Existen diferentes formas de alcanzar este objetivo tal y como vamos a ver a continuación.

Cómo aprender matemáticas cuando no se entienden

No cabe duda de que los niños aprecian que los padres pasen tiempo de calidad con ellos. Una de las mejores maneras de hacerlo es enseñándoles cosas nuevas. El problema viene cuando no sabemos cómo explicarle a nuestro hijo el tema que está estudiando o sencillamente que después de tanto tiempo no nos acordemos bien. Entonces,¿qué otras alternativas hay?

Plataformas en línea 

La llegada de Internet a los hogares ha sido disruptiva en muchos sentidos. Uno de los campos que más se ha beneficiado es el de la enseñanza. Hoy en día existen algunos portales creados por muy buenos profesionales qué son ideales para poder aprender en línea. Uno de ellos es Tutorela, dónde se puede encontrar una variedad de explicaciones en matemáticas impresionante.

Pongamos un ejemplo sencillo: las rectas paralelas. Si buscamos la definición de este término en un diccionario de internet, podemos encontrar cosas tan rocambolescas como esta:

En geometría, una línea es una sucesión de puntos indefinida y continua. Si las líneas son equidistantes entre sí y no pueden cruzarse por más que se extiendan, resultan paralelas.

Como habrás visto, difícilmente un niño puede entender esta explicación. De ahí la importancia de acudir a portales especializados como el mencionado anteriormente.

Profesor particular 

Una de las maneras más comunes de enfrentarse a los problemas de aprendizaje de matemáticas es apuntar al estudiante a clases particulares con un profesor. La gran ventaja de esto es que el alumno tiene la plena atención del maestro. Se puede permitir el lujo de explicarle una vez tras otra y de formas diferentes hasta que por fin lo entiende. 

La parte negativa de esta opción radica en el elevado coste. Que alguien vaya a tu casa a estudiar con tu hijo no resulta barato. Por este motivo, no todas las familias pueden permitirse un gasto extra así.

Cómo conclusión, no se puede decir que un método de refuerzo en la enseñanza de matemáticas sea siempre mejor que otro. Además, no son excluyentes. Esto quiere decir que se puede poner en práctica más de uno. Cada familia debe analizar sus circunstancias y las del niño. Una vez se hayan tenido en cuenta los diferentes factores, se podrá decidir de qué manera se debe afrontar el problema.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.